¡HACE TU PROPIA MASCARILLA!

Las mascarillas deben ser empleadas todas las veces que se salga de las casas, principalmente cuando sea difícil aplicar la distancia social de al menos dos metros.

Los consejos de los centros de salud para el control y la prevención de enfermedades de Estados Unidos, coinciden con los que también plantea el ministro de Salud, Julio Mazzoleni.

Se puede tomar una remera de algodón que, aunque sea vieja, debe estar correctamente lavada, y cortarla en la parte de la base o por debajo de las mangas.

La tela cortada será doblada en mitades iguales dos veces y luego se le debe colocar tiras de tela o elástico a ambos costados.

La tela se colocará cubriendo el rostro, ajustándola principalmente sobre la nariz y la boca. Pasando el elástico por detrás de las orejas se podrá sujetar la tela, aunque también se puede utilizar una tira y atarla por detrás de la cabeza.

La mascarilla deberá ser utilizada una sola vez, luego, al sacarla, deberá ser lavada a máquina o con agua caliente a 90 grados. Después sí podrá ser nuevamente usada. No es necesario esterilizarla.

Es importante señalar que ni con mascarilla o sin ella deben tocarse los ojos, la nariz o la boca sin lavarse previamente las manos con agua y jabón durante por lo menos dos minutos.