MASACRE PLANEADA EN AGENDA LITURGICA.

Al lado de citas bíblicas los miembros del PCC, programaron el ataque que terminó en un sangriento motín, en la cárcel de San Pedro.

En medio de un allanamiento a las celdas vip de dicho penal, los investigadores se encontraron con cuadernos y anotaciones que revelan el actuar del grupo criminal, y forman parte de las evidencias.

“Estamos por todos lados procurando la compra de armas y cuchillos, no vamos a quedarnos tranquilos si algo pasa. Vamos a actuar sin miedo de las consecuencias”, reza uno de los escritos y continúa con un reporte enviado desde la cárcel de San Pedro; en él, uno de los integrantes de la hermandad describe la situación de dicho penal y advierte sobre el control que ejerce el clan Rotela.

“Prácticamente, ellos (el clan Rotela) coparon toda la cárcel. También tenemos algunos hermanos, pero tenemos que ir al frente, tenemos que actuar con inteligencia”, describen en otra de las hojas, que ahora están en poder de los intervinientes.

Todo ello escrito en una agenda litúrgica incautada. También pudieron llevarse teléfonos celulares, entre ellos un Iphone de última generación, utilizado por uno de los internos, lo que demuestra los privilegios que gozan algunos reclusos en ese penal.