TESTEOS NO REFLEJAN CIFRA REAL DE INFECTADOS.

En Paraguay el testeo para detectar el coronavirus se hace de una manera muy singular, limitado a un grupo de riesgo y no a población abierta, lo cual hace que no estemos en época de brote pandémico.



«En pocas palabras no se hace aleatoriamente (el testeo). Se hace solamente a un grupo de riesgo, al que viene de zona roja, o al que está en los albergues o en contacto con un grupo definido o aquel enfermo que tiene un cuadro febril respiratorio. Entonces, ese testeo es muy sesgado», manifestó.

Alegó que en esta situación se puede interpretar como que hay muy poca circulación comunitaria, de muy baja carga viral, porque los hospitales están vacíos. «Entonces, nosotros vamos a ver el incremento de los casos a lo mejor no en forma directa, científica, sino porque vamos a ver enfermos por cuadros febriles respiratorios en un tiempo invernal», señaló.

Reconoció que todos los científicos del mundo, incluyendo los paraguayos, están haciendo un esfuerzo mancomunado para encontrar un tratamiento paliativo ante la infección por este virus no identificado por el sistema inmune y que la evolución biológica del mismo va a seguir su progresión a nivel mundial y nosotros no estamos exceptuados de poder ser afectados en el momento y en el tiempo epidemiológico del brote que nos toque.

,